¿Te imaginas que te avisen que han cambiado tu colchón sin saber que allí guardabas tu dinero?

¿Qué harías?…

Eso fue lo que un israelí, quien con el fin de darle una grata sorpresa a su madre le compró un colchón nuevo, decidió tirar el antiguo a la basura, sin saber que contenía un millón de dólares en efectivo.

colchon_dolares

Al enterarse de que los ahorros de toda su vida se habían evaporado en la basura, la dueña del colchón usado y del millón de dólares, se dirigió a toda prisa a la descarga municipal de Khyria, cerca de Tel Aviv.

Pero ya era demasiado tarde, pues el valioso colchón había sido llevado en un camión, junto con unas 3.000 toneladas de basura de toda la región de Tel Avilv hacia el basurero municipal de Ganel Hadas, cerca de Bcersheba, en el desierto de NegueV. y de Efaa, próximo al mar Muerto.

Las autoridades del basurero municipal en cuestión revisaron en vano entre las inmundicias, donde la búsqueda seguía afanosamente.

¡Que trágico!

El vertedero ha incrementado las medidas de seguridad para evitar que algún “cazatesoros” acuda a buscar el colchón.

Yo me imagino al típico pobre que coge los colchones viejos para meterlos debajo de un puente durmiendo borracho como una cuba sobre un millón de dólares sin tener idea de la fortuna que le esperaba…

Escribe abuelo Andrés.