La administración estadounidense pretende levantar un muro de 3.000 Km. en la frontera con México, y aprovecha para analizar la cuestión de la inmigración latina en Estados Unidos y las relaciones con los países latinoamericanas.
Semanas pasadas, muchas ciudades de Estados Unidos se vieron sacudidas por grandes movilizaciones ciudadanas con una llamada de atención contra la propuesta de ley que pretende levantar un muro de 3.000 Km. en la frontera con México así como criminalizar a los empresarios que contraten inmigrantes ilegales y perseguir a estos.
Se trata de una batalla, la más relevante y simbólica, contra el masivo ingreso de latinoamericanos a Estados Unidos. La propuesta de cerrar el muro tiene, además elementos simbólicos, como la pérdida de influencia de Estados Unidos en Latinoamérica que puede llevar a este país a encerrarse sobre sí mismo y dar la espalda a sus vecinos.
Cada día son cientos de hispanos que cruzan ilegalmente la valla metálica que separa los Estados Unidos de México sin que las autoridades estadounidenses puedan hacer nada, la invasión ha llegado y militares patrióticos quieren proteger a su país de la amenaza del sur.
En las tres últimas décadas Estados Unidos se ha llenado de hispanos, y la lengua que más se escucha, después del inglés, es el español que se encuentra por todas partes:” En las tiendas, en los autobuses, en las oficinas públicas, en la radio, en la televisión por lo que el castellano está tan presente en el día a día estadounidense.
Como el flujo de ilegales por la frontera es importante, se estipula que ya son más de 20 millones de hispanohablantes que hay en dicho país .La comunidad hispana es la minoría ética que más rápido crece en los Estados Unidos. Parece como si los hispanos, y concretamente los mexicanos, estuviesen reconquistando las tierras perdidas en su día. No hay que olvidar de que Texas, Arizona, Nuevo México, California y partes de Nevada y Colorado pertenecía a la Nueva España, que posteriormente se convirtió en la República de México.
La invasión hispana es de tal magnitud que los estadounidenses se han organizado para contrarrestar esta avalancha humana. Por estos motivos el Congreso de Washington ha presentado una propuesta para que el inglés sea el único idioma oficial del país. El gobernador de Nuevo México, ha declarado al estado de emergencia en los municipios fronterizos de su Estado para la aprehensión de los inmigrantes ilegales, que saltan a diario el muro que separa la América rica de la América pobre.
Está claro que ni el muro de 3.200 Km. de largo por 3 metros de alto pueda parar la avalancha de inmigrantes. Es triste, pero el muro natural que es la aridez del desierto parece es más efectivo que el muro que construye el hombre, pese a todo, esas muertes no minan a los miles y miles de latinoamericanos de algún día escapar de la pobreza y abrazar el sueño americano.
Es así, por culpa de la llegada masiva de inmigrantes ilegales; el obrero estadounidense que no posee estudios gana menos que hace diez años, motivo éste que los obreros nacionales que no han podido subir de escala social están furiosos, No solo hay un muro físico que separa la América del Norte de la América Latina. Incluso en los mismos Estados Unidos hay muros que separan a la gente rica de la gente pobre.
Muchos opinan que el tema de la inmigración se solucionaría con una buena regularización. De esta forma, los inmigrantes trabajarían legalmente, pagarían sus impuestos y se eliminaría el mercado negro que hace bajar a los salarios y esta es la realidad de las Ameritas de hoy.
La Casa Blanca aboga por tratados de libre comercio con México, Centro América y hasta con toda Latino América, La razón es que las desigualdades económicas son tan grandes que el país se vería literalmente invadido de la noche a la mañana de mexicanos, guatemaltecos, hondureños, salvadoreños y nicaragüenses.
Los Estados Unidos, quieran o no, son ahora una victima de su pasado. Durante décadas los americanos del norte estuvieron apoyados a dictadores y políticos corruptos sin preocuparse mucho de Latinoamérica.
Como dijo en su día un sabio indio: “La tierra fue creada con la ayuda del sol y debería dejarse como estaba… El campo fue hecho sin líneas de demarcación, y no es asunto de hombre alguno dividirlo”. ¿Qué piensan los demás países de América, acerca del muro en México? ¿Es correcto lo que se está haciendo con esos países latinoamericanos? Creo que no es correcto, hay que darles los mayores apoyos posibles y no demagogias.
Abuelo Andrés.
Abuelonet.com
Córdoba