Mi curiosidad ha estado centrada hoy al ver el noticiario de la primera cadena de TVE como un atleta corría a toda velocidad los 80 metros de la galería central de la Tate Britain ante la segura sorpresa de los visitantes y como cada carrera era seguida de una pausa de treinta segundos, pero después otro atleta repetía la acción corriendo por entre las esculturas de esa galería como si le persiguiera la policía.

Se trata, según anunció TV, de una “creación” de Martin Creed, artista británico de 40 años que ganó el premio Turner en el 2001 con una instalación minimalista. “Correr es lo contrario de estar quieto, entonces el mayor movimiento posible es el mayor signo de vida”, afirmó con fácil filosofía.

Todos los días, a partir de hoy y hasta el 16 de noviembre, un atleta correrá a toda velocidad los 86 metros de dicha galería, por lo que los visitantes al museo contemplarán con gran sorpresa durante un mes esta clase de Maratón..